10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

 A lo largo de los instantes previos y posteriores a una crisis matrimonial, emergen múltiples sentimientos y emociones, que, por su intensidad, son difíciles de manejar: tristeza, mal, íra, desilusión, inseguridad, irritación, confusión, etc. 

10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

En estos instantes, es muy recurrente que para la gente implicadas la verdad tome un valor dicotómico: todo o nada, siempre o jamás, malo o bueno, etc. 

Todo ello hace difícil la valoración de lo que pasó, la comunicación con la otra persona, la posición de los dos y el sendero a tomar. Sin embargo, una crisis no posee por qué desembocar inequívocamente en una separación, y puede reformularse como una ocasión para crecer en lo personal y progresar como pareja.

 En ExitoEnRealciones te contamos más sobre cómo sobrepasar una crisis matrimonial.

10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

Causas de la crisis matrimonial Para encontrar una satisfacción a algún conflicto, es considerable comprender las causas del inconveniente. 

10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020

Esto además sucede en las crisis de parejas, en las que es primordial tener un conocimiento claro de lo que ocurrió. Para eso, ahora listamos las primordiales causas de las crisis matrimoniales: 

Problemas de comunicación. Consumo de sustancias, de parte de uno o de los dos integrantes de la pareja: alcohol, tabaco, drogas. Infidelidad. Diferentes expectativas en relación a la pareja y la relación. Enfados y peleas mal gestionadas. No apoyar o no sentir el acompañamiento de la pareja en cuestiones indispensables. 

No exhibir aprecio ni atención. Falta de seguridad y mentiras. Cuestiones financieras. Rasgos narcisistas y presencia de abuso emocional. Problemas de celos. Distanciamiento, estancamiento, aburrimiento. Crisis matrimonial por familia política.

 

Crisis de pareja: etapas

Las etapas por las que sucede una pareja en crisis son muy similares a las del desafío, oséa, el desarrollo de amoldación emocional que sucede tras una pérdida sustancial. Como resultado, la persona que lo experimenta puede vivenciar sentimientos de intensa tristeza y abatimiento, desesperación, pérdida de apetito, etc. 

Esto se origina por que una crisis, por alguno de las causas anteriores u otros no nombrados, piensa un punto de inflexión en el que las reglas, implícitas o explícitas, hasta la actualidad mantenidas por el momento no trabajan y es requisito un cambio importante de las mismas. 

Si este desarrollo no se transporta a cabo de manera correcta, puede conducir a la separación de la relación, lo que nos apunta su consideración. Las etapas por las que atraviesa una pareja en crisis son las siguientes:

  1. Shock emocional. En este primer estadio la persona no termina de creerse lo que está dando. Se destaca por el encontronazo y confusión en el instante posteriores a la crisis, que produce un bloqueo en la persona, encontrándose perdida e incrédula.

  2. Negación. En esta etapa, la persona no es con la capacidad de absorber y aceptar la presencia del inconveniente. Predominan los pensamientos tipo “esto no puede ser verdad”, “tiene que haber algún error”, etc. para evadir el mal emocional.

  3. Negociación. Esta etapa va íntimamente relacionada a la previo, puesto que la persona por el momento no permite la presencia de una crisis en su relación, por lo cual está preparada para hacer algún cosa para evadirla. Este instante está caracterizado por una marcada emocionalidad, donde la persona tiende a no actuar de forma lógica y puede llegar inclusive a perder el control.

  4. Ira. Aunque recurrentemente se etiqueta la furia, la íra, la desilusión y el enfado como malas intenciones, es sustancial tomar en cuenta que tienen su función; y esta etapa es sustancial porque en ella se toma conciencia del inconveniente, de manera que la persona comienza a percatarse de actuaciones reprochables de parte de la pareja, de lo que pasó y de la sensación subjetiva de pérdida.

  5. Tristeza. Es una vivencia dolorosa pero que se requiere para superar en el desarrollo de rehabilitación, tanto personal como conyugal.

  6. Aceptación. En esta etapa la gente empiezan a absorber lo que pasó, para que sea viable cambiar el foco, que se encontraba ubicado en las ocasiones dolorosas del pasado y comenzar a redirigirlo hacia el futuro.

  7. Readaptación a la novedosa situación. Tanto si se produce un reajuste de la pareja, como si la crisis ha conllevado a la separación de la relación, en esta etapa se produce una transformación en la vida de la gente,

    Donde se presta más grande atención a las pretenciones, existe más grande sensación de control sobre las ocasiones y se participa más activamente en la toma de elecciones.

Cómo superar una crisis matrimonial

Una vez poseemos clara la causa del inconveniente y las etapas que atraviesa, el siguiente paso sería cómo socorrer un matrimonio en crisis. Ahora, listamos 10 consejos para parejas en crisis matrimonial:

  1. No pretendas volver a pasado o accionar como si no hubiera pasado nada. Bastante gente que vienen a terapia expresan el deseo de que las cosas fueran igual que antes; no obstante, esto es imposible, la vida es evolución y el tiempo solo va hacia enfrente, no hacia atrás. Esto no es siempre negativo.

    El ámbito va modificando, y con él, nosotros. Y estos reajustes nos asisten a superar y progresar. Se tienen la posibilidad de reformular los obstáculos como detonantes o motores para producir cambios positivos que tienen la posibilidad de hacer mas fuerte la pareja
  2. Acepta que el cambio transporta tiempo. Muy comunmente, más que nada en la situacion de los hombres, cuando se les proporciona algunas advertencias sobre expresión emocional, tienen la posibilidad de intentarlo inclusive enérgicamente.

    No obstante, una semana después vuelven a terapia con sensación de fracaso, con oraciones como “intenté mencionarle a mi pareja que se encontraba triste y me mencionó que no fuera tan llorica”.

    Ahora mismo, es sustancial tener claro que hay que hacer un ámbito de seguridad, donde sea viable exhibir puerta de inseguridad sin temor a ser rechazado; y eso transporta tiempo. Si deseamos que un cambio se mantenga a la larga, va a llevar tiempo y va a existir que armarse de paciencia.

  3. Céntrate en el presente y mira hacia el futuro. Trata de dejar el pasado atrás. Evocar antiguas rencillas todo el tiempo o sacar otra vez los “trapos sucios” del pasado, no sólo no sirve de nada, sino que despierta pésimos sentimientos.

    Enfocar la atención hacia el futuro provoca que el propósito sea constructivo.

  4. Mira el otro lado de la moneda. Si tu pareja no se comunica contigo es viable que lo achaques a indiferencia hacia ti y la relación.

    No obstante, plantéate si hay otra aclaración opción. ¿Es viable que su silencio sea la forma de representar mal y decepción? ¿Es tu pareja un individuo insensible o es su forma de evadir los conflictos?

  5. Corta de raíz las relaciones negativas: críticas, quejas, culpas, acusaciones, comentarios sarcásticos, etc. A nadie le agrada que les comenten que están realizando las cosas mal o, lo que es peor, que es mala persona.

    Con esta clase de comentarios, solo vas a conseguir que tu pareja se ponga a la defensiva y busque argumentos para rebatir los tuyos, lo cual perpetuará esta dinámica y contaminará las partes positivas de tu relación.

  6. Aprende a expresar inquietudes de forma constructiva. El punto previo no significa, en ningún caso, que poseas que estar según todo lo que tu pareja hace y dice, o que poseas temor de expresar tus deseos.

    Ningún radical es aconsejable. Se habla, más bien, de reformular una crítica con apariencia de petición. De esta forma, en vez de mencionarle a tu pareja “estoy harta de que me grites”, sería más correcto expresar lo siguiente: “Me agrada cuando me dices las cosas sin levantar la voz y tenemos la posibilidad de debatir serenamente”.

    Vas a encontrar más información acerca de ello en el siguiente artículo: Técnicas para desarrollar la asertividad.

  7. Los inconvenientes, de uno en uno. Bastante gente caen en el error de intentar abarcarlo todo a la vez, o de explotar un tema para sacar a relucir otro que no se abordó en su instante. No mezcles ocasiones ni conflictos, dedícate a uno por vez, o no se solucionará ninguno.

  8. Trata de ser lo verdaderamente concreto viable. Oséa, impide articular oraciones de manera vaga y general, como por ejemplo: “Podrías llevar a cabo más cosas en casa”.

     Es más correcto formular oraciones concretas y particulares, como por ejemplo: “Me agradaría que los sábados te ocuparas tú de poner la mesa, de esta forma yo podría sacar al perro”.

  9. Aprende a tomar elecciones cooperativamente, nada de intentar salirte con la tuya. De esta forma, el enfoque que tomamos es el de “ganar-ganar”, en el que se elabora un plan de acción satisfactorio para ámbas partes.

    Tras un conflicto no hay vencedores ni vencidos, debido a que el resultado gusta los dos.

  10. Aumenta de manera exponencial la energía efectiva en la pareja. Por medio de sus indagaciones, Gottman halló que los matrimonios por lo general sobreviven si la proporción de relaciones positivas es de 5 a 1.

     ¿Quieres que tu matrimonio se limite a subsistir? ¿O escoges socorrer el matrimonio de una forma que lo lleve a cabo prosperar? Sonríe más. Toca más. Abraza más. Más tiempo compartido y proyectos compartidos. Más aprecio y aprecio. Más elogios y gratitud.

1 thought on “10 Mejores Consejos Para Matrimonios En Problemas 2020”

  1. Pingback: Cuales son los pasos para tener un matrimonio feliz - Exito En Relaciones

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *